Pan corona de olivada negra

¡Me encanta el pan!. El pan es un alimento indispensable para nuestra salud, a pesar de ser denostado a diario, especialmente por dietas absurdas e irracionales basadas en... ¡prejuicios!. El problema del pan es que nos empeñamos en comerlo lleno de grasas saturadas y rellenos poco saludables. Pero un buen pan rústico, de cereales sin refinar, con tomate, aceite de oliva virgen extra, orégano y, si nos apetece, un poco de atún, salmón o jamón, es una comida estupenda y sana. No debemos hacer caso a esas dietas que nos prohíben el pan o los hidratos de carbono en general. Los hidratos de carbono son necesarios para nuestro cuerpo y debemos darle a éste su ración diaria. Así pues, comamos pan sin miedo. ¡Y con alegría!.
INGREDIENTES:
- 500 g de harina de fuerza
- 1 cucharada de harina de trigo integral y ecológica
- 2 cucharaditas de levadura seca
- 300 ml de agua del tiempo
- 1/2 cucharadita de las de café de sal d'Es Trenc de olivas negras
- 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
- 2 cucharadas de olivada negra ecológica (cortesía de Sònia, de Encontrar la felicidad en los pequeños detalles)
- orégano
ELABORACIÓN:
1º) En el bol de la amasadora, echar la sal y encima la harina de fuerza. Añadir el agua en la que habremos disuelto la levadura seca unos minutos antes, así como 2 cucharadas de aceite. Amasar bien durante, al menos, 7-8 minutos.
2º) Sacar la bola de masa de la amasadora, estirarla un poco con un rodillo en forma de rectángulo. Extender la olivada negra en la superficie de la masa y espolvorear el orégano. Enrollar la masa por la parte más ancha, espolvorear el rollo con la harina de trigo integral y unir ambos extremos. Colocar la corona en la bandeja del horno, sobre papel de hornear. 
3º) Pintar la corona con las otras 2 cucharadas de aceite y colocar en el centro un bol pequeño, apto para el horno. Taparla con un paño fino de cocina bien limpio y dejar leudar hasta que haya doblado o triplicado su volumen (mi corona tardó 1 hora en levar).
4º) Hornear unos 18 minutos a 200ºC con ventilador. Sacar y dejar enfriar sobre una rejilla.
Este pan nos ha parecido delicioso. Es muy aromático, de corteza fina y crujiente y una miga con alveolado regular realmente sabrosa. Hemos cortado un trozo y le hemos extendido un poco de carne de tomates secos. ¡Qué cosa más buena...!.

Además, con este pan participo en el evento Breadbakingday, BDB#42 organizado por Palmira del blog Come conmigo y que este mes está dedicado a Pan para un picnic. ¿No se llevarían ustedes esta corona o rosca a una reunión al aire libre con amigos...?. Yo lo haría sin ninguna duda.

Etiquetas: