Pez espada en salsa de piquillos y alcaparras

¡Cómo se ha pasado la semana y el mes de septiembre!. Se va septiembre y nos ataca octubre... Pero sigue haciendo calor por toda España y en las Islas Canarias gozamos de unos días de cielos azules y temperaturas de 25-27ºC idóneas para seguir disfrutando de la playa. ¡Y de buen pescado!. Por ello les invito a que prueben este riquísimo pez espada en salsa de piquillos y alcaparras. Una opción diferente, picantilla y deliciosa para este fin de semana.
INGREDIENTES (4 personas):
- 2 ruedas gruesas y grandes de pez espada
- 1 cebolla grande cortada a la jardinera
- 6 pimientos de piquillo cortados en tiras
- 12 aceitunas negras cortadas en ruedecitas
- 1 cucharada sopera de alcaparras
- 1 guindilla roja finamente picada
- harina de millo (maíz)
- aceite de oliva virgen extra
- 1/2 vaso de vino blanco seco
- 2 cucharadas de vinagre de manzana
- sal gruesa marina
- 1/2 vaso de caldo de pescado (o agua)

ELABORACIÓN (facilísimo):
1º) Quitar la piel gruesa del pescado, sacarle el hueso central y cortar el pescado en tacos de 2x2.
2º) Pasar el pescado por la harina de millo y freír en abundante aceite caliente durante 1 minuto, lo suficiente para que la harina se dore y el pescado se haga a medias.
3º) Sofreír la cebolla en 3 cucharadas de aceite. Añadir las tiras de piquillo, las aceitunas y las alcaparras y rehogar 2 minutos. Finalmente, incorporar el pescado, verter el vinagre y el vino blanco y dejar que se evapore parte del alcohol durante unos 2 minutos a fuego fuerte. Echar el caldo, bajar un poco la temperatura (entre 5 y 6 de 10).
4º) Espolvorear la sal al gusto y añadir la guindilla picadita.
5º) Cocinar unos 8-10 minutos, apagar y dejar reposar unos 10 minutos más.
6º) Servir adornado con perejil o cilantro y acompañar con unas papitas arrugadas o unas papas hechas al vapor con su piel. 
No dejen de probarlo, pues les encantará.

Como mera curiosidad, comentarles que este mes hemos tenido en las Islas Canarias unas mareas preciosas causadas por el equinoccio de otoño y la coincidencia de la luna nueva que hace que sean mareas grandes. Es decir, ha habido unas mareas vivas (pleamar) y unas mareas muertas (bajamar) de impresión... Y como resultado, nos hemos deleitado con imágenes como éstas, que destilan mucha paz.
Buen fin de semana.

Etiquetas: