Gratén de coles de Bruselas y papas

El otro día leí a alguien que hacía un comentario jocoso sobre las personas que intentamos concienciar sobre los peligros de ingerir habitualmente grasas saturadas. Nos llamaba "diestistas talibanes" y "personas tan pelmas...". Al principio, me sentí ofendida, pero luego pensé: "Chica, no quieras convencer a nadie de lo que debe comer. Haz tu cocina, comparte lo que sabes y quien quiera palmarla con sus arterias taponadas de colesterol, que lo haga. Eso sí: luego, no le tengas pena".  No perderé mis energías en rebatir tan limitado y sesgado comentario. Por suerte, hay infinidad de blogs y probablemente no nos tropezaremos jamás. Andamos por caminos divergentes. Celebraré mi aceptación de la discrepancia con unas estupendísimas coles de Bruselas.
INGREDIENTES (2 personas):
- 200 g de coles de Bruselas (yo he empleado las que vienen en conserva, pues aquí no es tarea fácil conseguirlas frescas)
- 2 papas medianas peladas y cortadas en dados de 1x1cm
- 1/2 zanahoria pelada y rallada
- bechamel ligera: 250 ml de leche desnatada, 1 cucharada de aceite de oliva virgen extra, 1 cucharada colmada de harina de millo (maíz), sal gruesa al gusto, nuez moscada y pimienta negra recién molida
- queso parmesano en polvo 
- perejil fresco picadito

ELABORACIÓN:
1º) Si las coles son frescas, hacerlas al vapor o cocerlas al gusto. Reservar.
2º) Hacer los dados de papas al vapor, cocidos o al microondas (yo, al microondas, con un hilito de aceite y un pizco de sal fina). Reservar.
3º) Hacer la bechamel: preparar un roux tostadito con el aceite y la harina. Añadir la leche y remover para evitar que se formen grumos. Salpimentar y espolvorear la nuez moscada. Cuando haya espesado un poco, retirar del fuego.
4º) En una cazuela de barro, esparcir los dados de papas con el perejil, encima la zanahoria rallada y las coles de Bruselas. Verter la bechamel y espolvorear el queso en polvo.
5º) Hornear gratinando a 180ºC unos 12-14 minutos. 
Esta receta está inspirada en una que vi en el blog En Guete, de Kako, y que me encantó.

Etiquetas: